¿Picardía o antideportivo? Los Celtics y un viejo truco contra los Bulls

Boston recurrió a una maniobra polémica para hacerle sentir la fría localía a los Bulls. Enterate de qué se trata.



En el mundo ultra profesional de la NBA también hay lugar para algunas maniobras que al menos desde el preconcepto, uno imaginaría más presentes dentro de un contexto de otra clase de competiciones. Podríamos incluso hablar del deporte sudamericano, donde este tipo de situaciones se han visto en infinidad de ocasiones, en varias disciplinas.
¿De qué estamos hablando? De lo que sucedió en el quinto punto de la serie entre los Boston Celtics y los Chicago Bulls: le cortaron el agua caliente al vestuario visitante, por lo que los jugadores de Hoiberg tuvieron que ducharse con agua fría, en una noche de Boston en la que hizo una mínima de 7 grados.
Por supuesto que nadie de los Celtics se hizo cargo de dicha decisión, que quedará simplemente como un desperfecto técnico. Sin embargo, teniendo en cuenta la infraestructura de los estadios NBA y que el corte apenas afectó a los visitantes, cuesta creer en esa explicación.
Este tipo de maniobras no son tan extrañas para la franquicia de Boston, que en sus mejores años usaba todo tipo de artimañas para sacar ventajas. Desde apagar el aire acondicionado en juegos de calor extremo, a abrir las ventanas del vestuario visitante para dejar entrar el frío más punzante. Los Celtics van a hacer lo que sea necesario para defender su localía y si en el camino exceden alguna regla o norma ética, no van a mirar atrás. Lo dejaron claro en el pasado y volvieron a hacerlo ayer.

FM ENERGIA EN VIVO ...



Sponsor

Sponsor

Sponsor

Sponsor